Search
Domingo 24 septiembre 2017
  • :
  • :

Exigen respeto a la vida de periodistas mexicanos

periodista

David Castellanos Terán, corresponsal | (La Jornada).

Tampico, Tamps. Integrantes de la Asociación Canadiense por el Derecho y la Verdad iniciaron en Tampico una acción pacífica por 43 días que llevarán a la Ciudad de México en exigencia al respeto de los derechos humanos y la vida de los periodistas mexicanos. “Al rededor de 50 periodistas han sido asesinados en el sexenio de Peña”, expresó Mary Sainz, activista del movimiento.

En las oficinas de la Procuraduría General de Justicia del Estado Delegación Zona Costa, Mary Sainz, San Juana Barquín y Ernesto Rojas iniciaron su protesta la mañana de este miércoles; posteriormente marcharon hasta la presidencia municipal de Tampico con el mensaje de exigencia contra el Gobierno del estado y de la federación.

“Nosotros como ciudadanos estamos disgustados, porque siempre salen las autoridades ante los medios de comunicación a decir que no pasa nada, y que no pasa nada, y estamos aquí evidenciando que sí está pasando y está pasando mucho”, dijo la activista.

Para estos defensores de los derechos humanos el asesinato del periodista veracruzano Cándido Ríos, así como la detección de la osamenta humana correspondiente a la ciudadana española en Tamaulipas, son una burla para las familias víctimas de la violencia ya que el mismo gobierno usa a supuestos líderes sociales para actos proselitistas.

“Hay prudencia y desorganización entre la sociedad y los defensores de los derechos humanos; las familias de las víctimas muchas veces han sido revictimizadas por pseudo líderes sociales que hacen un acarreo con tinte político, y para nosotros, como activistas, eso reduce mucho la voz en Tamaulipas y esa es la idea de abrir el camino y explicar cuál es el proceso a seguir desde las instancias en la Ciudad de México”, compartió Ernesto Rojas, otro de los manifestantes.

En su lucha por la defensa de los derechos humanos y respeto a las víctimas, los protestantes exigieron se capacite al personal de la PGJE, así como a los integrantes de la Comisión Estatal de Atención a Víctimas, “no saben nada, no ponen atención y no resuelven ningún problema” dijo Mary Sainz quien subrayó este movimiento es un llamado de paz exhortando a que los activistas y familiares víctimas de la violencia se sumen y tengan conocimiento de que el país entero es un cementerio clandestino.

Comentarios

Comentarios