Search
Sábado 19 agosto 2017
  • :
  • :

Malo y caro, el servicio privado de agua potable en varias entidades

20883302_1564732396923495_884427849_o

 

16395873_1353509068045830_638797791_n

En 235 ciudades del mundo el manejo de particulares se revirtió; en el país, en Ramos Arizpe, Coahuila, y Baja California
Compañías en Puebla elevaron los costos hasta 500 por ciento

Angélica Enciso L.

Periódico La Jornada
El servicio privado de agua potable se caracteriza por ser malo, caro y recortar el suministro a la población, pese a que es un derecho humano. Actualmente, la dotación del líquido se ha privatizado en cinco entidades, pero hay al menos dos casos donde el proceso se revirtió: la ciudad de Ramos Arizpe, en Coahuila, y el estado de Baja California.

De acuerdo con ciudadanos que se han organizado contra la privatización del servicio de agua potable, este proceso se ha realizado con dificultades en las ciudades de Aguascalientes, Puebla y municipios aledaños de Cancún, Isla Mujeres y Solidaridad, Quintana Roo, así como en Saltillo y Ramos Arizpe, en Coahuila, y en el puerto de Veracruz y Medellín, en Veracruz.

En el mundo hay 235 ciudades donde el servicio se privatizó y se revirtió, indicó Elena Burns, de la organización Agua para Todos.

El primer caso de privatización en el país ocurrió en la ciudad de Aguascalientes, con el esquema de concesión en 1993; sin embargo, a pesar de los compromisos de modernización y mejor calidad del servicio que la empresa prometió, lo que hubo fueron aumentos en el precio de las tarifas, se elevó a 95 por ciento la población que debe adquirir agua embotellada y 84 por ciento almacena el líquido, debido a la falta de dotación, explicó el investigador Raúl Pacheco.

En 2001 se formó Aguas de Saltillo, con la participación de la empresa Aguas de Barcelona, para dar el servicio en esta ciudad, donde lo primero que se hizo eficiente fueron los cobros y los recortes, que implican altos costos para la población, ya que el precio de la reconexión es elevada.

Comentarios

Comentarios