Search
Martes 24 octubre 2017
  • :
  • :

PRD: PATERNIDAD IRRESPONSABLE.

Naranjo

20883302_1564732396923495_884427849_o
Escribe: Vicente Rocha

Ante el peso de las evidencias, el PRI y el PAN han acabado de aceptar su participación en la aprobación de la reforma energética, y una de sus consecuencias más lesivas para la población: los gasolinazos, no así el PRD, que como en el caso de las reformas educativa y fiscal, jura por su mamacita que es inocente; no obstante, tres hechos refutan categóricamente el deslinde del sol azteca:

1) El PRD votó a favor de la del paquete presupuestal 2017 propuesto por la Secretaría de Hacienda donde se incluían los gasolinazos.

2) La reforma energética es hija del Pacto por México y de los partidos que lo suscribieron. Dicho acuerdo legitimó a Peña en la presidencia (recordar el “Mexican Moment”) y como especie de poder legislativo de facto, dio “luz verde” a todas las reformas estructurales propuestas por el jefe del Ejecutivo

3) Al menos desde Calderón exisitió la intención de la privatización de Pemex. En aquel entonces, 2008, Nueva Izquierda (los chuchos), fieles a su colaboracionismo, también se pusieron a las órdenes del presidente, pero al final las acciones de resistencia civil pacífica, frenaron la reforma petrolera en lo concerniente a la participación de particulares en la paraestatal (una crónica de dicho episodio: https://goo.gl/CeHIxg).

El 5% de las preferencias electoral actuales del PRD no es fortuito, sino el resultado, entre otras cosas, de la vocación entreguista de su dirigencia. A esta alturas es inútil deslindarse, puesto que su ayuntamiento (“revolcón” o “ménage a troi”) con el PRI y el PAN en el Pacto por México, y por tanto, su complicidad en la privatización de Pemex, gasolinazos y lo que venga de las reformas estructurales aprobadas, no se lava ni con toda el agua del mar.

Comentarios

Comentarios